¿No saben lo que hacen?

Por Mila, desde Chile                  

El día 27 de marzo de este año, murió un joven tras recibir una brutal golpiza. Una tortura. A manos de cuatro supuestos nazis. Entre otras atrocidades, estos payasos "nazis" dibujaron con pedazos de vidrio esvásticas en su cuerpo. El motivo: ser homosexual.


El nombre y apellido de la discriminación hoy en mi país es Daniel Zamudio. Ayer fueron tumbas judías o colegios hebreos. Gente de color, travestis, peruanos, bolivianos, perros quiltros y politicos. Los de izquierda hacen mierda a los de derecha y los derecha a los de izquierda. Y así un sinfín de vergonzosos etcéteras.
Perdón Daniel, perdón a todo lo que Daniel representa. Hemos fallado como sociedad.

Me produce tanta impotencia que un joven al cual sus padres engendraron sano, muera enfermo, por culpa de unas mentes perturbadas y enfermas. Que además se identifican con el movimiento nazi. O sea, además de violentos, son ignorantes. ¿No notarán que es lo que un nazi haría con ellos? ¡Pobres!

Admirar el movimiento nazi es algo tan poco digno, y que además causó tanto dolor a nivel histórico. Pero claro, qué saben estos payasos de la Segunda Guerra Mundial. La discriminación no merece admiración alguna. ¿Pero cómo no voy a discriminar a estos asesinos? Gracias a "gente" como ellos la sociedad está temerosa, triste. Pienso en mis amigos de distintos tipos de religión o mis amigos gays. ¿Se sentirán a salvo? ¿Cuántos siglos con lo mismo? Siempre soportando a los mismos locos de mierda, enfermitos con complejo de poder.
Lo que pasa hoy en Chile es una grave problema, una epidemia. La discriminación es agresiva.
Yo siento que todos hemos sido Daniel en algún minuto de nuestras vidas. Todos nos hemos sentido distintos y discriminados.


Está imagen hoy en día se comparte en las redes sociales


Con todo respeto (aclaro, no soy atea), Cristo murió en la cruz luego de ser víctima también de discriminación. Torturado le dice a su padre, "Padre, perdónalos, no saben lo que hacen". Yo me pregunto: ¿hoy en día no sabemos lo que hacemos? En ese entonces, quizás no sabían que era el hijo de Dios. Pero por favor, que te claven en las manos y pies le duele a todos, y todo ser humano lo sabe. Me gustaría saber ¡¡¡por la mierda!!!, ¿cuándo vamos a saber lo que hacemos? Creo que esa frase de Cristo nos hizo un flaco favor.

Ya que toco este tema, el hecho de yo ser cristiana, el haberme enamorado de un ateo, a la hora de querer hacer nuestro matrimonio por la Iglesia, fue un mundo. Y no para nosotros, aunque tenemos esa diferencia de pensamiento. De hecho mi marido me dijo: "Respeto tu postura, me caso por la Iglesia, pero como ateo, sin mentir". Mi marido fue por unos meses el Satanás de los curas. Cada vez que pedíamos a uno que nos casara, nos decían que nuestro matrimonio estaba condenado al fracaso por culpa de mi marido, y que me hacía un mal a mí. Hasta que encontramos a Felipe Berrios, hoy en África. Se podría decir que escapó a África el cura más abierto de este país, quien me regaló la frase "mira a la gente por lo que hay en su corazón y no por su religión o creencias". Emigró de aquí, él también era discriminado. De hecho, el día de mi matrimonio leyó la parábola de los Reyes Magos, precisamente porque eran ateos. Sin embargo, ellos fueron los primeros en ver al hijo de Dios. Solamente por ser hombres de verdad, de corazón y seguir su intuición, su estrella.

                                                          
Daniel, tu muerte no es vano, ha movido el piso, ha despertado muchas sensaciones que estaban dormidas.
En tu nombre y en el de tu familia, ¡se hará justicia! ¡Quizás tarde, pero llegará! Hay gente que ya se canso de tanto acéfalo. Es hora de poner nuestra normas, la de la gente como tú, la que sabe respetar a todos y todo. Gente que mira lo que hay en el corazón, no la religión o condición social. Esa gente que no le importa a quién tu elijas amar.
¡¡Gente que vive y deja vivir!!



CONVERSATION

16 ya son Blogger@s:

  1. Patricia O.(Patokata)5 de abril de 2012, 21:07

    Totalmente de acuerdo contigo, algo lamentable y lo que es peor sucede todos los días. Esta gente, de mente retrógada esta inmersa silenciosamente en todas las sociedades, son grupos reducidos que hacen sus aberraciones en secreto y ocultándose de la mayoría de la sociedad. Quizás uno va en el bus ó camina por la calle y se topa sin saberlo con uno de estos especímenes sin saber que son discriminadores por muchos motivos. Esperemos que en algún momento estas cosas se puedan terminar.
    Me encantó la historia acerca de tu matrimonio, ya es tiempo de tener la mente abierta y dejar de condenar por cosas que nos diferencian entre nosotros.

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Excelente! felicitaciones y muchas gracias!... abrazos! Kote G.

    ResponderEliminar
  3. Gracias a ti querido amigo! Me has enseñado mucho! Vamos que se puede!!

    ResponderEliminar
  4. Wow, muy buena informacion, yo tambien me siento orgulloso de ser  
    gente peruana
    Saludos

    ResponderEliminar
  5. NO podría estar más de acuerdo con lo que has manifestado acá, yo no hubiese podido decirlo mejor, excelente entrada :)

    ResponderEliminar
  6. todo homófobo es un maricón reprimido...
    putos locos!!!
    tristemente todavía existen países en los que, directamente, las leyes prohiben ser homosexual y te pueden incluso matar por amar a alguien de tu mismo sexo. 
    la homosexualidad no debería si quiera discutirse, es lo que hay y punto!!! es una opción íntima y en cuestiones tan personales, nadie tiene derecho a opinar, ningún desquiciado moralista, ningún maricón reprimido... lo que pasa bajo las sábanas sólo debe importar a los ahí estén ;)

     

    ResponderEliminar
  7. 100% de acuerdo!!! No debería estar en discusión!
    Pero mira lo que pasa en mi país! Como tu bien dices maricones reprimidos!

    ResponderEliminar
  8. Estas cosas pasan básicamente por ignorancia e intolerancia hacia los que piensan , actúan y son diferentes.

    En la sociedad falta más respeto hacia los demás, no basta con hablar sino que se debe actuar. Miles saltan en las redes sociales para defender ciertos actos pero luego en la calle no son capaces de hacer nada frente a actos injustos que pueden ocurrir o ellos mismos son participes de éstos.

    Falta educar y enseñar, cosas que se deben aprender en casa.

    ResponderEliminar
  9. Mila, me encantó tu entrada, de hecho me inspiraste para seguir escribiendo.
    Y lo de tu matrimonio... demasiado lindo, me encanta el padre Berrios, y es una lata que las insignias nos  encasillen y nos corten las alas.
    Yo creo en el amor por sobre la iglesia y los dogmas, es ahi donde nos acercamos más a Dios. =)

    ResponderEliminar
  10. Mila, Amé tu entrada, ¿ sabes por qué? por que te declaras cristiana y respetuosa de toda persona por el solo hecho de existir. La mayoría de las veces cuando leo a gente que defiende los derechos de los homosexuales me topo con gente en los comentarios que enfundándose en "la palabra de Dios" justifican que la sociedad intolerante mire a los homosexuales como enfermos, como seres a los que hay que tenerles lástima por ser inferiores. Tu Mila das el hermoso ejemplo que la aceptación del otro radica desde todos los sectores, que creer en Dios no es sinónimo de ser intolerante de los que son diferentes.

    Yo no sé si creo en Dios, pero no me declaro atea sino agnóstica, no soy quien para declarar que lo que muchas personas sienten y viven en su corazón no tiene valor, por que no es "científico". Creo que aún teniendo la mejor intención del mundo, en el momento que una considera que el otro no es válido por que es distinto se elimina toda separacoón entre la intolerancia que nos molesta del otro y la propia.Es frente a estos hechos trágicos e injustificables que todos como sociedad debemos acercarnos unos con otros y empezar a celebrar lo que nos une y aceptar la convivencia de lo que nos hace distintos, color de piel, preferencia sexual, peso, estatura, clase social, creer o no creer en un ser superiro...Excelente entrada!!!!

    ResponderEliminar
  11. mila me alegro que haya gente como tu ,que no solamente sienta lo que le paso a ese niño que también se atrevan a comunicarlo

    ResponderEliminar
  12. Creo en la gente joven,que viene con mejores valores ,y que no permitirán ,y recriminaran estas injusticias

    ResponderEliminar
  13. Quiero agradecer a todos los comentarios de está entrada la verdad fue escrita desde el corazón con mucha conciencia y fe de que todo cambie algún día
    Muchas muchas gracias por sus comentarios y cómo me dijo Felipe Berrios "mira a la gente por lo que tiene en su corazón,no por lo que cree y no cree" Yo creo así seremos todos más hermanos y felices!
    Mila.

    ResponderEliminar
  14. Mila, totalmente de acuerdo con tu opiniones, espero que la muerte de Daniel no sea en vano, y que podamos tomar conciencia en la sociedad en que no hemos convertido. Ante la opiniones que voy a emitir, quiero dejar en claro de ante mano que no quiero defender a nadie, y menos exculpar. Es un hecho que todo el país quiere que se haga justicia por la muerte de Daniel, y que los responsables sean condenados a las penas más altas que la justicia de esta nación dispone. pero me gustaría tocar un punto de esta tragedia que no puede dejar de analizarse. Hoy leí una carta en un diario local del país, que me hizo darme cuenta de que Daniel, no solo fue victima de la discriminación, sino que también del sistema, lo digo porque, enterándome un poco de quienes fueron los desadaptados que mataron a Daniel, supe que al menos uno de ellos (el menor) vivió casi la mayoría de su vida en un centro penitencial, el cual, fue muchas veces estuvo a punto de ser adoptado, por familias que lo único que querían era tener un hijo sin importar como fuera, sin condición alguna, sólo querían darle amor, pero una vez más el sistema no le permitió ya que por nuestras leyes nunca pudo ser declarado adoptable ya que tenia un pariente, que era considerada hábil y los jueces siempre priorizaron la identidad biológica antes de tener una mejor vida con una familia de verdad, tal pariente nunca la acogió, sin querer justificar, este sujeto seguramente encontró la identidad que nunca nadie le dio, en un grupo neonazi, ya que fue un niño de nadie, lamentablemente tiene que morir alguien inocente para poder darnos cuenta lo mal que funcionamos. bueno solo espero que nuestras autoridades, puedan ver como nuestra sociedad nos esta matando, y no se queden de brazos cruzados.

    ResponderEliminar
  15. Pbc lo que escribes e informas me conmueve profundamente 
    Es tan cierto lo que dices y cómo lo planteas.Sí Daniel fue victima también del sistema.Que pena me da imaginarme cuantos niños no pueden ser adoptados  por que la ley acá en Chile no lo permite o no está preparada para eso.Está claro que no defiendes a nadie ni lo justificas entiendo tú punto perfectamente.Es lamentable que tenga que morir un inocente en manos de otros que nacieron inocentes también pero la vida y el sistema los hace odiados por todos y me incluyo.Veo que miras el otro lado de la moneda eso se agradece siempre.Tú pensamiento es un gran aporte para este sistema y sociedad seguro lograras hacer algo.

    ResponderEliminar
  16. Mila, me encant,o tu articulo.
    Yo estoy por empezar un blog ya que tambien quiero un lugar donde poder expresarme sin Censuras, sin discriminacion, aunque no soy gay ni nada por el estilo muchas veces como mencionas uno se siente discriminado por no pensar igual que el resto.... Te mando un beso y muchas suerte!!! GloGila

    ResponderEliminar

Todo comentario que no tenga relación con el post o sobrepase los límites de la libre expresión, será moderado y no saldrá publicado.

Back
to top