El ABC del éxito y el bienestar: Tips (3ª parte)

Por Maha Lub desde España 

Llegamos por fin lo que muchas estabais esperando, en la primera parte de esta serie de artículos, os conté qué son los ritmos circadianos. En la segunda parte pudisteis averiguar el ritmo que marca vuestro reloj interno. Hoy, voy a compartir algunos tips que vendrán muy bien a todas las personas que posean un cronotipo extremo o tengan que convivir con alguien así. 

Debo advertir que es imposible cambiar la tendencia natural de vuestros biorritmos pero, afortunadamente, los seres humanos tenemos una capacidad extraordinaria para moldear nuestros hábitos. Todos aquellos búhos que necesiten actuar como alondras y viceversa, pueden valerse de algunos tips para adaptarse mejor a un tipo de vida que no les corresponde, en ocasiones no queda más remedio.


En la medida de lo posible, si queremos alcanzar el éxito y el bienestar, debemos crear una rutina sincronizada con lo que nuestros genes marcan. Luchar contra un reloj biológico interno conlleva consecuencias físicas y psicológicas, para que os hagáis una idea, únicamente tenéis que pensar lo mal que os sentís cuando tenéis que readaptaros a un reloj físico externo, o dicho con otras palabras, pensad en los síntomas del jet lag. ¿Os imagináis lo que es sufrir un jet lag crónico? ¿Terrible verdad? Pues eso es con lo que tienen que bregar los búhos para adaptarse a los horarios que impone la sociedad. 

Para dar lo mejor de vosotras mismas laboralmente, por ejemplo, lo ideal sería desempeñar un trabajo en el que podáis rendir con plenitud según vuestro cronotipo. ¿Eres búho y has estudiado medicina? Pues mejor que te dediques a las urgencias. ¿Eres alondra? Ni te plantees entonces trabajar de camarera en un club.

Antes de entrar de lleno con los tips, empezaré por mostraros una tabla (basada en diversos estudios) para que veáis las grandes diferencias entre las características de búhos y alondras.

El hecho de pertenecer a uno u otro cronotipo no obliga a tener todas estas características, los datos arrojados se basan en sujetos de estudio y no en la población total del planeta y, aunque así fuera, cada persona es un mundo por lo que no es de extrañar si mucho de lo expuesto no tiene nada que ver contigo. De todos modos, si tu reloj biológico es muy extremo, encontrarás bastanes paralelismos con tu realidad.


Convivencia entre opuestos


Ante semejantes diferencias entre búhos y alondras, es normal que las relaciones de pareja entre miembros con cronotipos opuestos se topen con muchas dificultades. Asimismo sucede en aquellas familias en las que hay alondras y búhos conviviendo bajo el mismo techo.

La clave para sobrellevar las diferencias es la comprensión, si eres una alondra madre de familia no puedes pretender que tus búhos adolescentes estén al pie del cañón de buena mañana. Si por el contrario eres una polola noctámbula, no te puedes sentir mal si tu querida alondra cae rendida después de cenar... 

Estos y otros hechos no son defectos de carácter, son consecuencias conductuales profundamente ligadas a la naturaleza de cada persona, no podemos luchar en contra, debemos comprender que somos distintos y adaptarnos con amabilidad. Jamás debemos imponer nuestros ritmos sobre las personas que nos rodean, eso termina siendo sinónimo de catástrofe y frustración. 


Alondras, disculpad a vuestros búhos si no son capaces de mantener una conversación recién levantados; no los tachéis de vagos o desmotivados por no realizar las tareas que esperáis de ellos por las mañanas, imaginad como sería para vosotras hacerlo a las 2 de la madrugada.

Búhos, no hagáis planes después de la cena si tenéis una pareja alondra, jamás podréis satisfacer vuestras expectativas. Convertid las tardes en vuestro momento para el sexo.


De búho a colibrí matutino


Tal y como están las cosas hoy en día, optar por puestos de trabajo con horarios flexibles es todo un lujo. Afortunadamente ya hay algunas compañías que, siendo conscientes de la estrecha relación entre ritmos circadianos y productividad, dan la opción a sus empleados de entrar a trabajar y terminar su jornada laboral tres horas más tarde. 

Es muy posible que ese no sea tu caso, todavía falta mucho para que bancos,  funcionariado y demás empresas se adapten a la iniciativa de esas compañías pioneras; así pues, aquí van unos cuantos tips para que puedas actuar de un modo similar al de las alondras.
  • Adelanta tus relojes, pero hazlo cerrando los ojos, así no sabrás si los has adelantado 3, 5 o 10 minutos.
  • Duerme con persianas y cortinas abiertas, deja que la luz del día te despierte de forma natural. Pese a que necesites alarmas, despertar con luz natural hará que te sientas algo mejor.
  • Crea el hábito de despertarte siempre a la misma hora, incluso durante los fines de semana y las vacaciones. No pierdas esta costumbre aunque te acuestes muy tarde alguna noche, es muy fácil recaer, compensa la falta de sueño con una siesta o yendo a dormir 15 minutos antes la noche posterior.
  • Desayuna en el lugar más iluminado de tu casa, lo mejor es la luz natural pero si no puede ser, procúrate una lámpara que simule el tono de la luz solar.
  • Sal al exterior tan pronto como puedas, de este modo conseguirás estar alerta lo antes posible.
  • Haz todos los preparativos necesarios para la mañana durante la noche anterior, dispón tu ropa a mano, arregla tus papeles o todo cuanto necesites llevar, pon la mesa del desayuno, deja el café preparado para darle al botón... De esta manera, aunque estés zombie, tendrás pistas con las que seguir la rutina correcta sin necesidad de pensar.
  • Procura que tus noches sean lo más relajada posibles para inducirte al sueño, lee, escucha música, medita, haz ejercicios de respiración... No empieces nuevos proyectos que agiten tu mente, evita el ejercicio físico y prescinde de la televisión. 
  • Salir de un baño caliente una hora antes de acostarse es un buen truco para engañar la temperatura corporal y lograr conciliar el sueño.
  • Para lograr acostarte a la misma hora, otro buen truco es acostumbrarse a tomar un snack ligero antes de ir a dormir, con este ritual tu organismo se habitúa a esa comida, cada noche te entrará el gusanillo de picar algo y así, ayudarás a programar tu cuerpo para ir a la cama.
  • Si después de seguir todos estos tips, sigues sin poder dormirte hasta las cuatro de la madrugada... Visita al médico.

De alondra a colibrí vespertino


Hay muchas situaciones en las que ser alondra no es tan ventajoso, muchas veces las personas mayores caen rendidas muy pronto y madrugan demasiado. También se dan casos en los que el entorno personal o laboral de algunas alondras, les obliga a tener compromisos por las noches y después, se levantan al alba irremediablemente. 

Sea como sea, si eres alondra, estos tips te ayudarán a vencer la somnolencia tras la puesta de sol y a dormir algo más por las mañanas.
  • Intenta no acostarte nunca antes de las 9 de la noche.
  • Aunque no tengas nada que hacer, busca entretenimientos fuera de casa por la tarde o a primera hora de la noche, de este modo lograrás estar más tiempo en pie y después, permanecerás más tiempo en la cama por las mañanas.
  • Cierra bien las cortinas y crea un espacio oscuro donde dormir, así engañarás a tu cerebro haciéndole creer que es noche cerrada.
  • Dispón de luces ténues en el pasillo y en el baño, si tienes que levantarte durante la noche la luz brillante no te espabilará.
  • Si pese a estos tips, siempre te despiertas entre las 3 y las 4 de la madrugada y eres incapaz de volverte a dormir,  hecho muy común en los ancianos, visita al médico.

Espero que estos consejos os ayuden a alcanzar mayores éxitos y a vivir en bienestar. Ojalá encontréis un trabajo que se lleve bien con vuestro cronotipo y ante todo, ¡aceptad lo que sois! No dejéis que nadie más vuelva a deciros lo que debe ser. El ejercicio físico es más saludable a primera hora de la mañana. Las personas que madrugan son más felices... ¡GILIPOLLECES! Cread vuestros propios horarios, haced lo que más os plazca cuando el cuerpo os lo pida y no os sintáis jamás mal por ello.






CONVERSATION

10 ya son Blogger@s:

  1. uuuuuuuuu fantasticooooooooo, conste que son las dos de la mañana me levante algo decente temprano y podría ir a hacer ejercicio en este mismo instante, bueno para ser buho no nací en el norte ni en verano, ni soy hombre o adolescente, entiendo que son tendencias. A pesar de eso todo lo demás es como que hablaras de mi, se lo mandare a mi novio para que no me moleste más jajajajaj broma :)pero para que se entere que no es porque quiero okeyyyy........... y esa bien, soy buho pero acepto la rehabilitación para una mejor yo a futuro :) gracias Mahaaaaaa por los tips :) te pasaste

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ya eres una mejor tú!!!! no dejes que la sociedad te imponga horarios de banquera! la rehabilitación te ayudará, claro está, pero siempre tendrás una lucha extra.
      aceptando los horarios que necesita tu cuerpo todo será mucho mejor, trabajando menos horas llegarás a hacer el doble.

      Eliminar
  2. y si lo del humor totalmente cierto o si no pregunten a la p0ps la rocio y a mi con la parrandera nocturna jajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. que horrorsh!!! de noche podríamos hacer un café concert y nos iría la raja!!!

      Eliminar
    2. verdad!!! ahi estariamos full!

      Eliminar
  3. La verdad es que ya no lucho... Decidí que nadie duerme conmigo y que antes de las 1200 no puedo hacer nada trascendente, jajajajaja. Recuerdo con un mal sentimiento la época en que osé compartir mi cama, intentándolo todo!!! Pero no funcionaba nada. Parecía escalopa dando vueltas con la luz apagada y nada!!! Pero bueh... Dónde se encuentran los búhos? Creo que me vendría bien uno, jajajaja.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. hahahahaha.... el problema al juntarse dos búhos es que ves amanecer a diario! aunque es bastante romántico ;)

      Eliminar
  4. tengo todas la caracteristicas del buhó y mi marido de la alondra el es colibri indefinido!!! pero no hemos sorprendido leyendo esto
    Esa foto que has puesto es mi situacion todas las noches
    hahahahaha ahora mi marido me dijo "lo siento soy colobrí" jajajajaja
    Pero no luchamos hay un par de horas, no mas de dos en que estamos juntos en la cama pero luego el se duerme y yo no! Así el depierta todos los dias a la misma hora y muy conversador en la mañana y yo nadaaaaaa!!! y en la noche al reves!! pero nos reimos!! jaajaja! Ahora voy a seguir todos los consejos porque puedo adaptar mi reloj biologico me estoy tomando un saño sabatico por lo que puedo hacerlo con calma , ahora mi marido me dice querer seguir siendo colibri!! Jajajaja de verdad de creyo esto de ser pajaro!!! jajajajaja Gracias maha!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Perdon! Quise decir "nos hemos sorprendido"!!
      Y tenemos todas la carecteristicas que mencionan menos las del sexo y la edad y el mes de nacimiento somos los dos nacidos en junio.

      Eliminar
    2. eso de la latitud, el sexo y el mes de nacimiento va por porcentajes pero hay otros datos que son comunes a todos los búhos.
      le dices a tu esposo de mi parte que a los colibríes les es mucho más fácil adaptarse que a los búhos... ¡que se estire un poquito! ;)

      Eliminar

Todo comentario que no tenga relación con el post o sobrepase los límites de la libre expresión, será moderado y no saldrá publicado.

Back
to top