Mascotas

Por ClaU desde Chile

Adoro a mi perro; y aunque a algunos les parezca exagerado, para nosotros es uno más de la familia. Y con uno más de la familia, no me refiero a que él se sienta a almorzar con nosotros (hay gente que lo hace) o que duerma en la misma cama; sino que tiene los mismos cuidados y atenciones que puede tener mi hermano o un sobrino.
No soy de las que le pone ropa y pinches, o le celebra el cumpleaños como a un niño
Pero sí le hablo, jamás le he pegado, me preocupo de llevarlo al veterinario, de que tenga su alimentación, de bañarla y de que su cama esté limpia. En invierno, cuando hace demasiado frío, la dejo dormir a los pies de la cama o en el living; y cuando vamos a la playa, mi auto tiene un espacio más para ella.


Prefiero a un perro, en vez de a una persona
Una vez viví una anécdota en base a este último tema. Iba con mi hermana y mi perro (él es bastante grande, por lo que utiliza todo el asiento de atrás). Unos familiares que estaban allá desde antes, me pidieron que llevara de vuelta a uno de sus hijos. Cuando les dije que no podía, empezaron a decirme que "cómo tan mala onda, si andábamos solo dos personas"; y cuando les dije "se les olvidó que también ando con mi perro", me dijeron que lo llevara en la maleta o en algún otro lado, que cómo prefería un perro, en vez de a una persona. Y sí, prefiero a mi perro.
Todo el mundo dice que sus perros son los más inteligentes de todos
Todos dicen que sus perros hacen cosas que ningún otro hace; y para cada dueño, su mascota es la mejor del mundo, pero de verdad que para mí, mi perro lo es. Esa cara con la que mira cuando quiere algo o la cara de víctima que pone cuando sabe que hizo alguna embarrada; la forma en que se escapa cuando tomo el champú porque sabe que le toca baño; o esos días en que uno anda bajoneada, ella nunca se separa de mi lado y anda más regalona que nunca.

Mis amigos me preguntan si es amaestrada porque no usa cadena para salir a la calle. Cuando entro a comprar a algún negocio, le digo que me espere afuera y lo hace, o cuando entra y no quiero que esté ahí, le digo "¡ándate para afuera!" (tal cual como se lo diría a cualquier persona); y ella, simplemente, sale. A todos les digo lo mismo, su forma de ser es sólo cariño.


Mi perro es grande y de las razas llamadas "peligrosas"
Como les conté más arriba, mi perro es bastante grande y de las razas llamadas "peligrosas"; y los hijos de mis amigas se le tiran encima, le tiran la cola o les meten la mano entera en la boca, pero ella jamás ha echo un amague de morderlos o algo así. Por eso, cuando veo noticias en la televisión, de que un perro de esos mismos atacó a "X" persona, no puedo dejar de pensar que es culpa de su dueño.

Si alguien mantiene a un perro grande en un espacio 2 x 2, no le da comida, no le da cariño y no lo saca a pasear, ¿cómo espera que no se estrese o se ponga violento?; ¿cómo esperan que un animal no tenga una actitud violenta, si al mostrar las condiciones en las que vive, cualquier persona explotaría?
Hemos estado pensando qué sucederá cuando ya no esté
Ahora, ya mi perra está viejita, y hemos estado pensando qué sucederá cuando ya no esté en la familia. Mi mamá, al igual que con nuestra última mascota, dijo que no quiere tener otra después; y parece que yo tampoco porque creo que será difícil volver a vivir todo este proceso otro vez

Así es que, por ahora, estamos disfrutándola lo más que podemos, para que cuando nos deje, podamos tener la tranquilidad de que la cuidamos hasta sus últimos días.


Y ustedes, ¿tienen mascotas?; ¿cómo las tratan?



CONVERSATION

2 ya son Blogger@s:

  1. Me encantó todo lo que escribiste!
    Yo vivo en Santiago por ahora, pues estudio aquí y vivo en un departamento. Hace poco tuve a un perrito por hogar temporal y es un gran trabajo tener perros en departamentos. Lo sacaba dos veces al día y era feliz. Lo amé con todo mi corazón, me costó mucho dejarlo partir, pero era lo mejor para él porque se fue a una casa con patio.

    Amo a los perros, donde vivo cuando no estudio tengo otros. Ellos viven más libres porque es como un campo... Y son fieles. Los baño,los limpio, aun cuando al lotro dia lleguen todos embarrados!!


    Linda columna :)
    Saluditos

    ResponderEliminar
  2. te entiendo tan bien, yo amo a mi perro, es especial para mi, no lo trato como hijo, tampoco como perro, es como mi amiga, la cuido, la amo, la educo y le doy todo lo que necesita. Es media porfiada, porque todo perro es único tiene su personalidad, pero así toda loca tierna, también es la mejor del mundo. :) lindo post. La perra de donde crecí que quedo en la casa de mi mama va por los 14 años y me muero de solo pensar en que tiene los días contados. Besos

    ResponderEliminar

Todo comentario que no tenga relación con el post o sobrepase los límites de la libre expresión, será moderado y no saldrá publicado.

Back
to top