¿Cómo hacer compras inteligentes?

Por CyDanielita desde Ecuador 

Es un poco irónico verme escribiendo sobre esto, pero gracias a mis experiencias y consejos recibidos puedo admitir que soy una "shopaholic" rehabilitada. Todavía recuerdo todos los zapatos que compré por emoción y no por reflexión, en fin, esos son errores del ayer que corregí a tiempo. Aún no soy una compradora estrella pero todos mis deslices me enseñaron las siguientes cosas...
¿Te conoces? Un error común es aventurarse al centro comercial con el cupo de la tarjeta de crédito totalmente disponible, sin antes tener claro cuál es tu tipo de cuerpo y cuáles son los colores que te van mejor. Tener claros este par de puntos es la primera forma de disminuir gastos.
¿De cuánto dinero dispones? Establecer un presupuesto es vital para tu banca, no solamente para la ropa sino que también para gastos generales. Ten claro que tus gastos no pueden ser mayores a tus ingresos.
Lista: Tener por escrito lo que vas a comprar te ayudará a recordar todo lo que necesitas, es importante que te limites a lo que está escrito. Una vez que lo hagas no perderás más dinero en compras improvisadas.

¿Cuántas veces lo vas a usar? Créanme, si me hubiera hecho esta pregunta antes, nunca hubiera gastado tanto dinero en algo que nada más utilicé una noche. Es importante controlarse, no dejarse llevar por el calor de la emoción y tener la cabeza fría para tomar buenas decisiones. Si estás construyendo tu clóset, te recomiendo ir primero a por los básicos, aunque te cuesten un poco más sabrás que los usarás constantemente.

Calidad: Siempre echa un vistazo a la tela, examínala,  determina si te durará y considera si va de acuerdo con su precio.

No te dejes llevar por las rebajas: A menudo se confunde compras con descuento con ahorrar. Recuerda que si no está en la lista y lo encuentras en "sales" no pasa de ser un gasto no planificado.
Compras en línea: Comprar por Internet no tiene que ser una actividad que realices por aburrimiento. Esta forma de hacer "shopping", además de ser súper cómoda porque no tienes que caminar, entrar decenas de veces al probador ni hacer eternas filas, es una forma fácil de caer en la tentación (descuentos, cupones, regalos, etc.) y terminar abusando del presupuesto predestinado. ¡Mucho control!
Mide el grado de importancia: No compres a la primera emoción porque suele ser pasajera y terminas arrepintiéndote. Últimamente lo puse a prueba de la siguiente forma: Pasé por la misma vitrina 24 horas después de haberlo hecho enfocándome en el objeto del deseo, el 99% de veces no me resultó tan imprescindible como al principio. 
Es un poco complicado empezar a controlarse con los objetos de deseo; la rehabilitación de una "shopaholic" es un proceso que sólo se trabaja con el poder de la mente, con cabeza fría. Aplicar estos consejos realmente ha sido beneficioso para la salud de mi cuenta bancaria; he realizado buenas compras y me queda dinero para otras cosas.

¿Eres o quieres ser una ex "shopaholic"?



CONVERSATION

2 ya son Blogger@s:

  1. Me encanta, so siempre hago todo eso porque no me gusta gastar en ropa, así como no me gusta comprar por comprar todo lo que tengo lo uso :) no tengo tanta ropa por lo mismo, no me dejo llevar por el hambre de compra, soy bien cabeza fría para comprar :) buenos tips, besos

    ResponderEliminar
  2. Me encantó la estrategia de pasar 24 hrs despues por la tienda del objeto de deseo... Creo que me he pillado en la misma que tú, muchas veces a las horas después inclusive, ya no es un ibjeto tan deseado y agradezco no haber llevado mi presupuesto al límite.

    El comprar creo que también tiene mucho que ver con la madurez y con la manifestación de la falta a través de la poseción de los objetos.


    Me gustó mucho leerte... Cariños 😘

    ResponderEliminar

Todo comentario que no tenga relación con el post o sobrepase los límites de la libre expresión, será moderado y no saldrá publicado.

Back
to top