Reivindicación del orgullo de la mujer ardiente

Esta columna podría contener material sexual explícito, inapropiado para menores de edad. 

Indignada, absolutamente indignada. 

Hace un par de minutos nuestra querida jefecita del blog nos envió muy sorprendida un pantallazo de un comentario en mi entrada Follón terapéutico: "Blog de hombre que se hace pasar por mujer". Si cree que tengo pene, está en lo correcto. Pero no es uno biológico, son miles ajenos que pululan por mi cama. 

Podría pasar por alto el comentario, creer que es lógico que alguien al leerme imagine que es imposible que una mujer pueda usar el sexo como terapia, que es una entrada convincente para generar que las mujeres corrieran en masiva estampida a buscar pollas rehabilitadoras. El tema es que eso no debiera ser lógico, porque solo demuestra un tremendo prejuicio. ¿Por qué la característica de un ser testosterónico y calenturiento se la atribuimos exclusivamente a los hombres? ¿Por qué una mujer debe buscar el sexo reproductivo y/o por amor y el hombre por placer? ¡Prejuicios, prejuicios!

Querido anónimo (espero que sea hombre, porque si es mujer solo demuestra mayor primitivismo al coartar solita sus libertades sexuales), sepa usted que mis medidas son 102-82-102. Tengo pechugas, cinturita y caderas. Mujer claramente. Lucho día a día contra los vellos y los kilos de más. Mujer claramente. La mitad de mi sueldo se va en cremas, maquillaje, zapatos y chocolates. Mujer claramente. Mi última menstruación comenzó el 2 de noviembre y terminó el 5. Mujer claramente. Me gusta el sexo casual y la vida libertina. Sí, eso también me hace muy mujer. Estoy a punto de mandarle una foto de mi vulva que luce hermosa con la depilación láser que me acabo de hacer. Y no es que pretenda darle explicaciones, es que quiero ayudarlo a comprender cuan equivocado está su rumbo y, el camino por el que quizás está llevando o llevará a sus reprimidas e infelices hijas. 

Me gusta chupar penes, me gusta ver porno, me gusta masturbarme, me gustan las nalgadas, me gusta que me eyaculen en las pechugas, me gustan los orgasmos, me gusta a lo perrito, me gusta empelotarme, me cargan los condones, me gusta el sexo anal, me gusta el hand job, me gustan los tríos, me gusta tragarme el semen, me gustan los látigos, me gusta mandar fotos mías desnuda, me gusta calentar la sopa y no tomármela... ¿Acaso eso me hace menos mujer? Todo lo contrario creo yo.

En algún minuto pensé en dejar esto de La Churro, porque temí los prejuicios y consecuencias que pudiera tener en mi vida fuera del personaje. Sí, digo personaje no porque lo que escribo sea mentira, sino porque La Churro es parte de mi vida, pero no soy todo el tiempo La Churro. Si le interesa, todo lo que escribo es verdad, a veces con algunas exageraciones para dar un tinte dramático a las historias, pero absolutamente todas mis vivencias plasmadas en mis letras son ciertas. Después de mucho pensar decidí que escribiría con más ganas que antes por varias razones. Primero, porque veo que hay muchas chicas que tienen las mismas inquietudes que yo, quizás las hago reflexionar, aprender y logro guiarlas para que no cometan mis mismos errores. Segundo, porque si no aprenden, al menos logro que se entretengan por algunos instantes. Tercero, porque creo que es imperativo y necesario que haya un cambio de mentalidad como la que usted tiene, debemos comenzar a vivir nuestros vicios y vidas sin culpa. Recuerdo una entrevista que le hicieron a Rodrigo (el guatón) Salinas, y le preguntaron por su placer culpable, a lo que respondió "¿Por qué habría de sentirme culpable por sentir placer?". Tomo sus palabras y las reafirmo. Cuarto, escribo porque es una catarsis, porque me sirve de terapia personal y me hace bien. Quinto, porque la gente me pide, me quiere y en más de dos años escribiendo, han sido más los halagos y risas que críticas coercitivas. Sexto y lo más importante, porque estas columnas me han hecho conseguir más penes que cualquiera de mis encantos. Bonus track: Simplemente escribo porque se me para la raja.

Soy mujer, no soy la única a la que cuando le dicen como ofensa "te gusta el pico", responde con orgullo "sí, me encanta". Y seguí escribiendo hasta hoy porque entendí que con mis letras puedo ser un aporte (en mis delirios de grandeza, un enorme y vital aporte) a la liberación uterina, a la revolución sexual. Quisiera ser enjuiciada, segregada, escupida en las calles, apuntada con el dedo, quemada en una hoguera, porque toda revolución tiene sus caídos; aspiro tras mi muerte a haber sido una mártir de las vaginas reprimidas. A veces tengo sexo solo para convencerme de una forma muy placentera que no hay nada de malo en ello, no he matado a nadie, no he mentido, no he robado, solo he tenido orgasmos primitivos, innecesarios, vulgares, asquerosos, amados, sabrosos y a veces, como todas, simplemente no los he tenido. Soy una mujer orgullosa de mi vagina ardiente, humedecida y palpitante.

Estimado troglodita, sus palabras solo me alientan a seguir, a ver que estoy en el camino correcto en esta revolución y a creer que, más temprano que tarde, se abrirán todas las piernas, por donde folle la mujer libre para construir una sociedad mejor.

Y para terminar, un poco de la sabia filosofía barata que nos da Facebook.





CONVERSATION

14 ya son Blogger@s:

  1. ¡Anda y que lo capen! Ese tipo de acusaciones suelen venir de maromos con una visión muy insana del sexo... puteros y depravados que ven el sexo como un acto para vejar a las mujeres, de ahí que no conciban que podamos disfrutar de él.

    La sexualidad sana va de la mano del amor propio, por más activa o limitada que sea.

    ¡Viva tu coño ardiente, chiquilla!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encantó eso que dices, no importa lo pasivo o limitado de la sexualidad que vivamos, lo importante es hacer lo que sentimos, lo que somos, tener la cabeza clarita, sana y en calma, sin importar si alguien ocupa o no nuestra cama.
      Sé que en ti hay una activa aliada revolucionara.
      Besotes enormes!

      Eliminar
  2. Oh por Dios... yo jamas te había leído, puede ser pq llevo tiempo buscando solo blogs de maternidad (quería tener un bebé y ya lo tuve) por lo q me he centrado en temas de guaguas. Pero al leerte se me prendió la ampolleta... ahora es mi turno. Hasta me excite con tu post y eso me recordó q he tenido problemas con el sexo después de la llegada de Bebesaurio, mas que nada por complejo mio (gracias a Dios por mi esposo q ha aguantado desde mi séptimo mes de embarazo hasta los 4meses y medio del pequeño)... me depilare y seré feliz, quiero orgasmos y complacer a Mr.H!
    Gracias por el empujón!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Graaaaaaciaaaaas a ti hermosa!!!! Siento que con tu comentario logro mi cometido. Feliz, inmensamente feliz de que mis letras abran la mente de alguien.
      Creo que el más contento de todos será Mr. H.
      Y por su puesto, bienvenida a mi mundo de letras. Espero leerte seguido por aquí.

      Eliminar
  3. Grande Churro!!! <3 La verdad es que me identifico mucho, recientemente tuve un problema muy parecido, pero no fue una persona detrás de la pantalla, fue una "amiga" que me juzgó por mi pasión al pico.
    Es triste saber que la gente está llena de prejuicios, pero no por eso hay que dejar de disfrutar los placeres sexuales.

    Yo también "soy una mujer orgullosa de mi vagina ardiente, humedecida y palpitante".

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si hay juicios mal intensionados, simplemente no hay amistad.
      Somos pocas, pero habemos quienes no sentimos verguenza de nuestros clítoris erectos.
      En este blog encontrarás aliadas y la contensión cuando lo necesites. Te esperamos más seguirdo. Besos

      Eliminar
  4. Respuestas
    1. Gracias, gracias (imaginarme haciendo reverencias) jajaja
      Hace tiempo que no comentabas, ya te extrañaba.
      Besitos!

      Eliminar
    2. No siempre comento, pero me leo todos toditos tus post =)

      Eliminar
  5. ¡¡Que viva la revolución uterina!! Es hora de que las mujeres aprendamos a querernos, aceptarnos y estar orgullosas de nuestra sexualidad.

    Meee encanta leerte! Grande Churrooo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que ahí está la clave en que se resume todo. Aceptarnos y querernos.
      Mariana bella, una de mis aliadas revolucionarias.
      Besototes enormes

      Eliminar
  6. Me parece q no es siquiera necesario dar tantas explicaciones de si eres o no eres mujer, qnes leemos tu columna desde hace 2 años sabemos qn eres y como escribes, q alguien haya hecho ese tipo de comentarios solo me da a entender que su cabeza es tan pequeña q solo cabe un modelo machista en su vida. Se compra el discurso antiguo, añejos, apostólico, conservador, machista de q la mujer no puede tener placer? o q la mujer no puede escribir estas cosas? q la mujer no puede, no debe, no esto no lo otro... ANDÁAAAAAAAAAAAAAAAAÁ !! Andá a cagar.
    ah y así como jugando tengo ganas de comentar que me han dcho experta en el "hand job" jajajaja
    cariños.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te adoro. Gracias por leerme y acompañarme durante todo este tiempo, por aprender a conocerme y por tu apoyo a la causa.
      Porfa, necesito tus datitos para un bue hand job jajajaja me has hecho pensar que es mi punto más débil.
      Gracias por comentar ♡

      Eliminar
  7. Ufff, que puedo decir....
    ... no tengo palabras

    BRAVO Churro !!!

    ResponderEliminar

Todo comentario que no tenga relación con el post o sobrepase los límites de la libre expresión, será moderado y no saldrá publicado.

Back
to top