Padre Twittero

¡Nuestros días de aburrimiento en salas de espera se han terminado! Imagínate en una de esas incómodas sillas, en una habitación blanca y llena de revistas antiguas. Llevas horas y horas esperando, tanto que puede que ya hayas terminado de contar el número de rayitas que tiene el techo, o incluso estés en ese momento en el que te planteas si al levantarte, la silla, que ya es una prolongación de tu cuerpo, te acompañará. Has revisado tus redes sociales, sí, también has cotilleado en los perfiles de tus amigos y de tus no amigos. Pero sigues aburrida. Y no, todavía no es tu turno. ¿Qué haces?



¡He aquí mi solución! Visita el twitter de @XplodingUnicorn. Y te juro que las horas parecerán menos, o por lo menos, estarás ocupada controlando tus carcajadas. ¿Quién es él?, os preguntaréis. Un padre 3.0, un escritor de comedia que utiliza esta red social para plasmar cómo es su día a día cuidando de sus cuatro hijas. En cada tweet te encontrarás con preguntas inesperadas y travesuras que hacen las delicias de este padre twittero y del propio lector.

Aquí tenéis algunos de los que hicieron que mis mañanas en estas salas fuesen mucho más livianas, y claro, me costaron alguna que otra mirada por parte de mis acompañantes:

"3-year-old: Where do people go when the die?
Me: Heaven.
3: I don´t want to go there.
Me: Why not?
3: It´s full of dead people."


"Me: What color do you want your room?
5-year-old daughter: Gold with sparkles.
Me: How about yellow?
5: Mom´s right. You never listen."


Ya no tenéis excusa para seguir admirando el techo. Excepto que os quedéis sin batería. Entonces, paciencia... y recordad que esas sillas suelen estar sujetas al suelo.


Entrada enviada por Lidia Lirica, España.



CONVERSATION

1 ya son Blogger@s:

  1. Que entretenido! Además las ocurrencias de los niños pequeños son tan tiernas y divertidas. Le echaré un ojo :D

    ResponderEliminar

Todo comentario que no tenga relación con el post o sobrepase los límites de la libre expresión, será moderado y no saldrá publicado.

Back
to top