Mi novio Gay - Tercera parte y final

Por Cebrina desde Chile


Pasaron varios meses desde que la relación se terminó -en muy buenos términos, debo asumir- hasta que nuevamente lo volví a ver. Un día después de la escuela y que llovía torrencialmente, subimos al bus con una amiga para ir a casa y veo que al fondo está sentado Fabricio. Me sonrió de oreja a oreja, yo solamente esbocé una morisqueta, pensé ¿qué le voy a decir?, mientras él pensaba “aún debe estar enojada conmigo”.


Nos saludamos y, por ese día, fue todo, pero en el colegio tenía tiempo de escribir y lo hice, más de cuatro planas explicándole la verdad. Lo que sentía y sentí, mis especulaciones y lo que decían nuestros amigos. Ese mismo día se la llevé a su casa, no estaba y su hermana la recibió. Sucede que apenas la leyó entendió cómo habían sucedido las cosas y que de cierta forma ayudó a un proceso importante y me respondió con una carta, que según él debía superar a la mía -era en papel de colores y con stickers, muy acorde a esos tiempos-. La suya fue impresa en transparencia de modo que si la ponía en un proyector se veía hermosa.

Su declaración decía ya tienes edad para saber la verdad, una frase que tomó de la película de Disney, Hércules, marcó un antes y un después. Sus padres ya sabían de su condición sexual y claro, a su papá le dio un pre-infarto, al mismo tiempo que Fabricio estaba asistiendo al psicólogo porque, según algunas personas, el no ser heterosexual se cura con buenas dosis de pastillas y sesiones largas de conversación con un especialista. Después de un tiempo, el psicólogo le dijo que debía re intentarlo conmigo... no sentimos nada, salvo un vacío. Creó algunos problemas entre nosotros, pero con el tiempo todo se solucionó. Ahora somos amigos, aunque poco nos vemos porque el estudia al otro lado de la cordillera y no suelo ir a su casa porque en realidad no tengo tiempo. Pero, sabemos que el otro está bien y con eso basta. Además, es un excelente artista, bailarín y maquillador sin igual.

Después de los otros capítulos de esta corta historia real, me llegaron comentarios de cómo saber si tu novio es o no gay. Aunque no lo crean, esto no es tan raro, pues ya conozco varios casos de hombres que se casan y tienen hijos, después de que ellos crecen dicen la verdad sobre su condición sexual cuando ya es tarde, ya que no solamente no pudieron vivir tranquilos, sino que han traumatizado a sus hijos, no han vivido como quieren e incluso hoy deben vivir solos una enfermedad.

Si tienes dudas convérsalo con tu chico, sobretodo si encuentras pornografía masculina en algún dispositivo como celular o laptop. Si disminuye su deseo sexual del todo. No es normal que frecuente bares gay, ni elogien el físico de otros hombres en el gimnasio, ni se jactan de que otro los piropee, y si tienes amigos gay que creen que tu novio lo es, considera su opinión y háblalo, los hombres gay tienen un radar gay. Distingue primero si tu preocupación es por su opción sexual o por problemas de unión. Si logras ver con claridad cuál es cuál, termina la relación. Pero, eso no significa que lo obligues a salir del closet. Y finalmente, hazte análisis de enfermedades de transmisión sexual, nunca se sabe y es mejor prevenir.



CONVERSATION

4 ya son Blogger@s:

  1. Qué heavy eso de estar con alguien y luego saber que es gay! Qué bueno que expongas tu caso en este blog :)

    Ademas! Tengo un concurso en mi blog, sorteando un hermoso vestido de Isolda Tienda :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Fue fuerte, pero a esa edad no le tomé tanto peso. No fue una relación larga, pero si terminamos bien y somos amigos.

      Gracias por tu comentario y me daré una vuelta por tu blog.

      Eliminar
  2. Hayyyy cómo me perdí esta serie!!!! Apreté rewind, me leí los capítulos anteriores.....qué media peliculona!!!!!

    No me acuerdo si comentaste o no mi serie de Citas Virtuales, el año pasado salí con un francés que resultó ser muy, muy muuuuy malo en la cama ( en el amplio sentido de la palabra). De verdad, creo que el era gay. Como que esas cosas se intuyen. Puede que yo esté súper equivocada, pero aparte de la mala experiencia sexual, habían otros detalles similares a los que das tu.

    Bueno linda, la gocé leyendo tu mini-serie, escribes super duper ( podrías mandarla a The Clinic)

    Besosososososososososos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Amiga, entendible si no la leíste. Creo que tampoco leí por completo la serie de tus citas y que ahí tendría otra historia que contar porque una vez lo intenté y fue otro fail de mi vida amorosa jajaja. Me daré una vuelta a re leer esas entradas. Y el francés seguramente era gay o no le gustabas, ya que esos señores son bien fogosos.

      xoxoxoxoxoxoxoxox

      Eliminar

Todo comentario que no tenga relación con el post o sobrepase los límites de la libre expresión, será moderado y no saldrá publicado.

Back
to top