Auto-Bullying

Acabo de ver un video que me dio vueltas el cráneo y me hizo abrir blogger de inmediato. Es un video de una marca de jabones y cremas, pero quiero que obviemos la marca (no es nuestro tema en esta pasada) para analizar el real contenido.



En este video se presenta la panacea para cualquier mujer del mundo, un parche que te ayudará en la calidad de vida. Este parche te dará confianza, te hará sentir mejor, te ayudará en las relaciones interpersonales y te entregará energías a pesar del cansancio. Cuando escuché los primeros testimonios ya quería saber dónde lo vendían. Estoy casi segura de que un 99,9 % de las mujeres del mundo estamos pasando por un cansancio extremo y permanente, que nos hace cuestionar si esto de la igualdad de géneros era realmente lo que queríamos… Sí, es lo que quiero, no hay duda, ¡pero cansa!


Seguí con el video y se mostraba a un grupo de mujeres que debían probar el parche. Consistía en que te daban esta maravilla pero tenías que hacer un video diario sobre cómo te ibas sintiendo con el tratamiento. Como cualquier test hecho video, es exitoso. Es tan exitoso que las mujeres comienzan a sentirse mejor, luego bien, luego muy bien y terminan sintiéndose casi amas del mundo. A estas alturas yo estaba ON FIRE y tomando la cartera para ir a comprarlo a donde fuera que lo vendieran, pero terminé de ver el video y quedé en shock… ¡¡¡el parche no tenía nada de nada!!! Todavía estoy en shock.

Pocos segundos me tomó razonar que si el parche no tenía nada que entregarle al cuerpo y la mente había hecho todo ese bien a esas mujeres, de alguna fucking parte viene tanto daño cerebral femenino. Algo me dice que la hermosura tiene todo que ver con esto porque en el video se deslizaba que la mejoría en el ánimo de esas mujeres era consecuencia del cómo se percibían físicamente. En mi caso personal, no soy linda, no soy regia, tampoco flaca y menos simpática, todos rasgos sociales obligatorios de la hermosura femenina; por ende, no me siento hermosa. La verdad es que sé que no estoy ni cerca de ello a pesar de que más de alguna persona me ha dicho lo contrario. Tratando de ser objetiva a pesar de este daño cerebral del que les hablo, considero que todas las mujeres que me rodean son particularmente hermosas sin tener todos los atributos arriba mencionados, pero yo no me siento así, yo no veo eso en mí. He tenido normal éxito con el sexo opuesto (no me quejo), he tenido trabajos en donde la pinta importa mucho y todo ok, tengo relaciones de toda la vida con personas que me quieren sin importarles todas esas cosas feas que pienso de mí, sin embargo no me siento una mina hermosa y creo que estoy a años luz de sentirlo, insisto en esto, a pesar de que me lo han dicho en variadas ocasiones (con esto quiero comprobar que no importa que me lo comuniquen, no alardear de que me lo dijeron). Es importante aclarar que no me siento lo peor del mundo, tengo mi autoestima relativamente estable (hasta que me compro jeans) y por sobre la media (un profesional me lo dijo alguna vez), sé que debe haber algo interesante en mí pero no tengo idea qué es..., ni hago esfuerzos en descubrirlo.

Esto no es un análisis sobre dónde nace la hermosura de las personas ni de toda esa vaina de “lo de adentro es lo importante”, es sobre la idea de hermosura que vive en el subconsciente femenino, o más bien sobre el daño extremo que nos hacemos a diario por no ser eso que nos gustaría ser (¿qué es eso que nos gustaría ser?, sigue muy oculto en la cabeza de cada una de nosotras y es distinto en cada caso). Dicho lo anterior, declaro que tengo la certeza de que ni la miss universo se siente hermosa. Entonces, ¿qué es lo que nos hace ser tan críticas con nosotras mismas hasta estropear nuestra confianza? Dicen por ahí que con años de terapia se logra llegar a la aceptación, también dicen que la sabiduría de lo vivido consigue lo mismo… ¿Y si hacemos una lluvia de ideas para ahorrarnos mucho dinero y una eternidad de autoflagelación? Hace un tiempo escuché de un hombre que respeto mucho lo siguiente: Si las mujeres se dejaran de pavas dominarían el mundo dejándonos como unos simples idiotas.


¿Se les ocurre alguna razón o, mejor que eso, una solución? Porque yo me fui a negro…



CONVERSATION

3 ya son Blogger@s:

  1. Me gustaría ver ese vídeo, podrías dejar el link?

    ResponderEliminar
  2. http://www.upsocl.com/inspiracion/les-presento-el-parche-que-cambio-radicalmente-la-vida-de-estas-mujeres-no-lo-vas-a-creer/#

    ResponderEliminar
  3. Uffffffffff, veré el video. Pero antes te pudo decir que esto es tan pero tan cierto, que les pasa a algunas mujeres que sufren de esa enfermedad, porque yo les llamo enfermedad. Hay mujeres tan seguras de si misma sin importan como son o como se ven ante el resto, si es que van o no con los estereotipos de belleza o no impuesto por la sociedad y las revistas de moda. Y hay otras que a pesar de seguir esos parámetros y ser hermosas no creen que sea así, yo creo que cuando las mujeres pensamos así y perdemos la confianza es porque estamos enfermas de estupidez mental. Hay algo ahí psicológico que probablemente venga de la infancia, la falta del padre que es el que aporta la confianza y respeto en los hijos, y quizás algún trauma del pasado. Hay tanto que puede ser y no. Cada persona es un caso. Pero tenemos que saber pelear con ese estado mental de mierda.

    ResponderEliminar

Todo comentario que no tenga relación con el post o sobrepase los límites de la libre expresión, será moderado y no saldrá publicado.

Back
to top