La envidia, los prejuicios y las redes sociales

Por Ailén Rodríguez desde Uruguay

Desde tiempos inmemoriales podemos afirmar que los prejuicios, junto con los chismes (cotilleo, habladurías), son cosas que caracterizan a las mujeres descontentas con su vida, que les corroe la envidia, les molesta la felicidad ajena y se amargan con la libertad de otras.
¿Cuántas conocidas lograste identificar en estas cortas líneas?; ¿a algunas de ellas las tienes en Facebook por compromiso? Si es así, ¡te propongo este post muy rojo contra la envidia!


Las mujeres envidiosas
Recientemente, empecé a trabajar en otro departamento dentro de la misma empresa y me tomó diez días, más o menos, descubrir varias diferencias que tengo con una "compañera". Esta señora me dobla la edad y el volumen también, no lo digo despectivamente, pero ella se proyecta bastante descontenta consigo misma. 
Un día, la señora me dijo: "La verdad que te subestimé porque, siendo como sos, no pensé que fueras inteligente". A lo cual, muy víbora, le respondí: "Sí, soy un espécimen muy especial; linda, rubia e inteligente". Pensé, ¿por qué esta mujer me dice eso? Significa que, si te arreglas y preocupas por tu imagen, ¿estás "hueca"? ¡Qué muchos prejuicios, mis queridas!


Los prejuicios
Tengo muchas amigas, de distintas tallas. Genéticamente, yo soy delgada. Entonces, ¿tengo que andar disculpándome con las que no lo son, por serlo?; ¿tengo que andar desarreglada para que la gente no piense que estoy "hueca"?; ¿acaso eso no es discriminar?
Una mujer puede ser hermosa, independientemente de su talla, maquillaje, ropa o estilo personal. La belleza interior influye en tu belleza externa. Mi "compañera", aunque tuviera 20 años de edad y un cuerpo de modelo, seguiría siendo fea. 

Los prejuicios te convierten en reclusa de tus pensamientos, sin posibilidad de experimentar vínculos genuinos que redunden en beneficios emocionales mutuos. El problema más grande es que, las mujeres, practicamos estas actitudes negativas en contra de nuestro mismo género; y lamentablemente, somos nuestras peores enemigas.


Las redes sociales 
Si eres soltera y publicas un estado sobre algo que te resulta gracioso o sarcástico acerca de la soltería, ¿por qué rápido piensan que eso te está sucediendo a ti?; ¿cuándo fue la última vez que publicaste algo en una red social y todo el mundo empezó a preguntar qué te pasaba, si estabas bien o por qué escribiste eso?

Hay que recordar que las redes sociales no son el espejo del alma. Es cierto que hay que ser discretas con lo que publicamos, pero tampoco hay que tomarse todo tan en serio. 

En mi caso personal, tuve que empezar a crear unas redes sociales exclusivas de mi blog para cuidar mi reputación¿Tuviste que mantener tu blog en secreto para evitar que tus allegados tuvieran una mala impresión de ti, a causa de tus expresiones?; ¿te pusieron la etiqueta de "hueca" por redactar material para un blog sobre: belleza, moda o estilo? ¡Todas las personas que cuestionan esto son hipócritas!
Al igual que mi "compañera" de trabajo hizo conmigo, seguro que otras mujeres descontentas con su vida te critican por maquillarte, perfumarte, ir a la peluquería o andar bien arreglada. Ya las conoces, son mujeres llenas de envidia y prejuicios, que compran el libro por su tapa, sin saber de qué se trata. 

Que no te pese la opinión de los demás. La pobreza de espíritu, tarde o temprano, les traerá sus consecuencias.



CONVERSATION

4 ya son Blogger@s:

  1. Siempre pasa lo mismo, muchas veces también me han catalogado de "hueca" hasta por mi tono de voz más agudo, es algo que no puedes cambiar, pero si puedes demostrar que se equivocan completamente! Suerte con eso :)

    Visita mi blog, nuevo pero con amor :* http://wavy-class.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  2. UFFFFFFFFFFFFFF, que gran tema. Creo que la mujer tiene esa enfermedad, la envidia es terrible, me considero una mujer que no es envidiosas, no se si para nada, pero no esa envidia estúpida, porque es una estupidez. Siempre te van a envidiar por algo, por ser alta, por ser exitosa, por tener un novio guapo, porque eres famosa, o sana, o por lo que tengas que sea bello o fuera de lo común o que simplemente las otras no tienen y desean. Hay que colocarse una pulsera roja en la muñeca y andar con la nariz bien respingada por la vida para que no te lleguen las malas vibras :(

    ResponderEliminar
  3. El problema siempre ha sido la envidia, da igual la envidia de un tío o de una tía. Yo he sufrido las dos cosas, y no sé porqué pero llega a veces muy lejos, tan lejos que puede perjudicarte hasta en el futuro. Sé el caso de un "ex" que le escribió una nota a una profesora en la pizarra, en la mesa, en todos los sitios de la clase, llamándola pudona y de todo. Claro, el muy sinvergúenza no salió a dar la cara para decir que había sido él, y yo no sabía nada de que era él hasta que acabó el curso. Ahora bien, el problema no fue ese, sino que nos suspendieron a un montón de gente. Menos mal que el de dibujo no estaba de acuerdo y me puso la nota que me merecía... Pues todavía pensaron que había sido yo, el muy zorro se fue con una sonrisa de oreja a oreja, y que si la universidad que si tal que si cual... Todo el mundo mosqueado conmigo, porque se pensaban que había sido yo, y yo ni idea de lo que estaba pasando. Total, que fui a Septiembre con una asignatura, porque decidió la profesora o la tutora que había sido yo. La muy "pudona" me puso un 3.5 y me aprobó al final porque decía que había trabajado. Al final me dijo que si sabía quién había sido, y le dije que no, pero que me parecía muy mal que por culpa de alguien así hubiera pagado yo.
    Otro caso, fue el año pasado con mi ex-profesora de inglés. Lo tengo que contar, porque es la típica persona envidiosa recelosa que no quiere bellezas en su clase, como que le estorban. Hizo todo lo posible para fastidiarme. ¿Cómo se le puede fastidiar a un alumno sin necesidad de decirle nada? Pasando de él, no explicándole las cosas en condiciones para que falle, poniéndose de parte de la "más guarrilla de la clase" porque no sabe descargarse un fichero de una lista que mandé y que estuve detrás de la clase para que tuvieran el fichero... Resultó que su correo me daba fallos, y porque se me ocurrió decirle delante de la profesora que porqué había tardado tanto en mirar si tenía o no la lista... luego resultó que sacaba a esa tía todos los días, la preguntaba... Por último, y para fastidiarme más aún, aprobó a mi compañera, porque en el oral le preguntó lo mismo que ella se estuvo preparando conmigo la semana de antes... Vamos, envidia no, maldad y a mala leche. Fue a por mí todo el curso. Me llevó a septiembre con unas cuantas chicas que se quejaron... Como si no pudiera quejarse una de que prefiere a dos de su clase y no al resto... Vamos, es para verlo y no creerlo. Y todavía, todavía pretenden los profesores de ese sitio que haga las paces con ella, cuando ella hace como que me he cabreado con ella... Si yo nunca he tenido ninguna palabra con esa "f****a".
    ¿Envidia? Envidia mi ex tutora de COU que me cargó todo el curso a mí, porque creyó que había sido yo... (cuando el cerdo de mi "ex" pasó ese año sin dar la cara por mí). Envidia mi ex profesora de inglés del año pasado, que esta no se va sin una queja mía... Si yo me voy, ella va detrás... Envidia mi ex amiga "pilarica" que no me dijo las preguntas de Historia para que aprobara, cuando sacó beneficio de las clases que mi padre me daba de mates y física... (encima me tocó discutir con mi padre, porque como la otra tenía buenas palabritas...)... Envidia la de mi ex novio de Alcobendas que no paraba de decirme como tenía que ir vestida porque no le gustaba como iba (yo iba muy bien con baqueros y una camisa, qué pasa)... Envidia la última ex compañera que tuve, que no sé qué coj**** le diría a la ex profesora para que quedara yo mal, no fatal... Envidias que pueden hacer que cambie tu vida para mal y no recuperarte de tantos traspiés... Porque te levantas, pero no quieres volver a esta gentuza de su m**** Así que eso es capaz de hacer la envidia... ¿Tendré yo un imán para atraer a gente recelosa? Porque he dado con unos cuantos, la verdad.

    ResponderEliminar
  4. Marieta, sin dudas, lo que cuentas es muy cruel! Pero es algo de lo que cuenta @EVadani en su comentario, hay que ignorar y seguir adelante. Claro que cuando te perjudican, es mucho mas complejo y además desmotivador.
    Para eso, ir siempre de frente y hablar las cosas, con argumentos la envidia, sin duda no tiene asidero!
    Fuerza y un cariño enorme para ti!

    ResponderEliminar

Todo comentario que no tenga relación con el post o sobrepase los límites de la libre expresión, será moderado y no saldrá publicado.

Back
to top