Reflexiones de una joven de veintitantos


La difícil etapa de los veintitantos.

Nacemos. Vivimos. Morimos. Esa es la pura verdad.


Cada etapa de la vida es diferente a la otra. Nos encuentra parados, a veces enteros, y a veces no. Pero, ¿cómo podemos llegar a los veintitantos sin sorpresas?


6 cosas que fui notando con el correr de los  años, con la cantidad de personas que pasaron y se fueron de mi vida, con los errores que alguna vez solemos cometer, con los golpes que nos hacen crecer sin aviso… Pero si no vivimos la vida ahora, ¿cuándo?
Un pequeño resumen de una joven primeriza en su segunda década de vida, ósea, yo.


1
Alguien cercano a vos te decepcionará mucho

Por favor, que esto no te genere un mal rato. Sé que es complicado y que es algo que nunca te podrías imaginar que sucediese. Pero sucede. Y eso es bueno, porque te darás cuenta de aquellos que son verdaderamente tus amigos y aquellos que no. No vale la pena tener a ciertas personas a tu lado.


2
... Y alguien que no esperabas aparecerá en tu vida

A medida que crezcas irás conociendo más gente. Y esa gente puede llegar a ser tan o incluso más importante que amigos de toda la vida que perdiste. Habrán personas que entrarán en tu vida para cambiarla y que sentirás como si estuviesen allí desde siempre. Creo fielmente en que la vida está sujeta al destino, y que todo pasa por algo. El camino que uno mismo va construyendo ya está escrito y las personas que aparecen en determinados momentos, aparecen efectivamente por algo.


3
No vas a tener ni idea de qué querés hacer en tu vida

Y eso está bien. No hagas caso a las presiones externas, a los mandatos familiares. Probablemente tus hermanos, amigos, primos, novios, profesores y etc., te harán mil preguntas acerca de lo que quieres hacer cuando termines la Secundaria/ Universidad. Probablemente no tengas ni la más mínima idea. No te preocupes, nadie la tiene, es un momento de confusión total, de un desequilibrio momentáneo, pero común en la adolescencia. Tranquilos, es totalmente normal. Seguramente cometerás algún error o tomarás alguna decisión de la que más tarde te arrepentirás, y está perfecto. En serio. De los errores se aprende y en base a ellos te irás dando cuenta de hacia dónde querés dirigir tu vida.


4
Las rupturas siempre van a estar ahí y seguirán siendo dolorosas, pero aprenderás con ellas

Por mucho que trates de protegerte del sufrimiento amoroso, es imposible esquivarlo. Seguirás teniendo rupturas y eso apesta. Pero te darás cuenta de que irás evolucionando con cada una de ellas y de que cada vez sabes distinguir más entre lo que es bueno para ti y lo que no. Sigo insistiendo, que todo pasa por algo. Quizás en el destino estaba escrito que esa persona no tenía que seguir en tu vida y te esperaba algo mejor. Pero créanme, de que duele el alma, duele. Lo viví. Más cuando el sentimiento todavía estaba vivito y coleando.


5
No todos tus compañeros de trabajo son tus amigos

Es buenísimo tener un buen ambiente de trabajo, pero no te olvides de que todo es un negocio. Nadie está a salvo de un despido o de una puñalada por la espalda por parte de algún compañero. El trabajo es competencia y la competencia -en ocasiones- lleva a la envidia, así que no te confíes. Pero dependiendo del ámbito en el que te encuentres trabajando, la competencia será mayor o menor a lo que pueda ser en una empresa. Por ejemplo, tengo el agrado de formar parte de un trabajo con vínculos bastante flexibles y buenos compañeros, no vivo el día a día pensando que es una competencia.


6
Eres mucho más fuerte de lo que crees

Durante estos años vas a experimentar mil sensaciones y emociones nuevas. Algunas serán realmente agotadoras y creerás que no puedes con ellas. Además, es una época en la que tendrás que tomar decisiones que no siempre serán las buenas. Pero todo será para bien. Saldrás de todos los obstáculos siendo cada vez un poquito más fuerte, y llegará un punto en el que te des cuenta de que podías con ello, porque eres mucho más fuerte de lo que crees. Con predisposición y entusiasmo todo se puede. Si se pierde eso por los "alti bajos" que suelen aparecer en la vida, junto a la compañía más cercana, como la familia, amigos, etc., se puede.


Confía en vos misma. Eso es lo más importante.



CONVERSATION

0 ya son Blogger@s:

Publicar un comentario en la entrada

Todo comentario que no tenga relación con el post o sobrepase los límites de la libre expresión, será moderado y no saldrá publicado.

Back
to top