AMISTADES A TODA PRUEBA

Por @darlynjara desde Chile

Tengo dos amistades particularmente muy estables, de hecho siento que tengo más habilidades para tener amigos que para tener una hombre a mi lado (cosas que pasan), pero si de algo me he dado cuenta es que no cambiaría por nada el revertir esa comparación, pues si ese hombre no perdura en el tiempo, los amigo@s son los primeros que te ayudan a suavizar y olvidar esas penas: Amistades a toda prueba.



Los amigos a toda prueba son los que van a todas contigo, son estables, conoces secretos que jamás los habrías contado ni confesándote y saben que no es necesario hablarse a diario para saber que están ahí. En ocasiones se ven envueltos en líos de dinero, pasionales o enredos entre terceros y aun así tienen la capacidad de conversar y lograr un buen acuerdo. Tal como en las relaciones amorosas, teniendo la misma comprensión y paciencia para poder mantener la relación sana y en paz.

Hace 15 años que conozco a Fernanda, mi mejor amiga, a la cual no acostumbro a llamar por si nombre, pero por resguardar su dignidad no mencionaré su apodo, de hecho me parece muy extraño decirle Fernanda y creo que sólo lo digo en los momentos de enojo, que maravillosamente han sido súper pocos. La Feña (me agradecerá esto) es virgo, siempre se ha representado por su signo, es de personalidad fuerte, perfeccionista, lógica, servicial y lo que se propone lo logra. Desde los 10 años nos ligamos en esta relación de amistad que partió por compartir la primera comunión, la básica (primaria), la media (la secundaria), parte de la universidad y gran parte de nuestros tiempos libres. Nos acompañamos y apoyamos en lo que pudimos. Hemos pasado grandes momentos, tristezas y por sobre todo aventuras de vida espectaculares.

Mi otra gran amistad es la que formé en el colegio con la Dani, o como cariñosamente le llamamos rallito. Es de esas amistades en la que nos escribíamos cartas para contarnos nuestras cosas y con otras amigas escribíamos bitácoras para afianzar nuestro círculo. Éramos pequeñas y nos apoyamos en muchos momentos, pero así como estuvimos, las circunstancias de la vida nos separó para prepararnos para lo que se nos venía más adelante. La rallito es muy emocional, sentimental, a veces frágil y otras muy fuerte, decidida, valiente y la he admirado siempre. Su fuerza muchas veces me ha impulsado a tomar mis propias responsabilidades. Es de esas personas que te motivan por su historia de vida. Hace un par de años nos separamos cuando se fue a vivir a Valparaíso, pero la comunicación a través de las llamadas telefónicas diarias y las visitas a las respectivas ciudades amortiguaban la ausencia. Hoy ella se encuentra viviendo en España y hemos tenido que aprender a demostrar nuestras verdaderas emociones a través de las redes sociales para mantener vigente nuestra linda amistad, que no paro de extrañar desde que se fue.



Ha sido muy predominante en mi vida tener amistades estables y con tanto respaldo emocional. No cambiaría esa habilidad ni por tener al Príncipe Felipe a mi lado. Como se dice por ahí, los amigos son los hermanos que elegimos y me siento afortunada de tener tamaña calidad de amigos.

Agradezco a mis amigos a toda prueba que me han demostrado su apego y cariño, a esos que me han ayudado a vivir las más enormes risotadas y a esos que me han ayudado a salir de las más profundas penas. ¿Qué haríamos sin estos hermanos postizos?

Y tú, ¿te consideras una persona con amigos a TODA prueba?



CONVERSATION

1 ya son Blogger@s:

  1. Curioso, a mí no me duran tanto. Sin embargo, si tuve una compañera en la facultad que me pesó ladearme de ella cuando me cambié de carrera. Aquella chavala sí estaba ahí cuando lo necesitábamos.

    ResponderEliminar

Todo comentario que no tenga relación con el post o sobrepase los límites de la libre expresión, será moderado y no saldrá publicado.

Back
to top