Y a veces nos llega no más... EL BAJÓN


Por Marwa, desde Chile

A veces nos viene el bajón. Sin previo aviso. Sin causa aparente. Podemos tener una vida más o menos resuelta, con nuestras actividades y rutina al día y, aún así, el bajón aparece.

Otras veces da la impresión de que fuera estrés acumulativo. Un par – o varias - de cuentas atrasadas, un problemita en el trabajo, un pastelazo que se le ocurrió decir alguna de sus pastelerías, pelea con el pololo… cualquier cosa. Con más o con menos razones, ahí está... EL BAJÓN.

 
 Sarah Key imágenes

El problema es que nosotras, súper-mujeres, tenemos nuestra vida como un rompe cabeza, entonces muchas veces no podemos, simplemente, retirarnos del mundo a nuestra burbuja sanadora… sino que tenemos que quedarnos, estar ahí, responder, trabajar, ser esposa, ser mamá, ser polola, ser amiga, ser empleada, ser estudiante. ¡Y muchas veces estos roles no son separados sino complementarios!

Por otra parte, ignorar el bajón no es saludable. ¡En absoluto! Entonces, ¿qué hacer? Tres pasos:


1.       Mirar al bajón de frente, sin ignorarlo e identificándolo.
2.       Hacer lo que se necesite.
3.       Despedirlo J


Y sí, todo esto SE PUEDE HACER sin la necesidad de irse a una isla caribeña desértica por un mes. (Eso hay que hacerlo con las pilas puestas ¡para disfrutar! XD)

Miremos al bajón de frente y tratemos de resolver la base del problema. A veces se necesita un plan para solucionarlo. A veces sólo un cambio de actitud. A veces un ultimátum. Siempre hay una manera de enfrentarlo, y este paso requiere de una decisión. Para tomar ESA DECISIÓN es clave y fundamental el estar tranquila. Y para estar tranquila, hay varias técnicas rápidas y sencillas. Yo tengo dos favoritas:

La escritura y la meditación.
Las mujeres, al ser cíclicas, pasamos por varios estados de ánimo, estados de espiritualidad y también de creatividad. La escritura (o pintura, escultura, etc.) es un gran canal de desahogo que puede venir acompañado de varias respuestas o caminos interiores que antes podíamos no haber reconocido o incluso sospechado.

Pero la escritura es especialmente importante ya que el LENGUAJE CREA REALIDADES. Al escribir palabras que nos son molestas, frases que no queremos en realidad reconocer, o sentimientos que están ahí guardados, nuestra realidad y mirada cambian, y por lo general nos ayudan a adquirir perspectiva y claridad. Escribe lo que te pasa, escribe cómo visualizas la solución y conversa con tu yo interno. Así como si conversaras con otra persona incluso.

La meditación por otra parte, puede realizarse incluso en 5 minutos. Y los ejercicios de visualización a meditar son realmente espectaculares. Ya que el cerebro no distingue entre verdadero o falso. Sólo hace lo que tiene que hacer. Por lo tanto si realmente te visualizas por 5 minutos con la solución a tus problemas o con el descanso que deseas, tu cuerpo responderá. Y será tremendamente positivo.

Sarah Key imágenes



No necesitas estar en silencio, puedes hacerlo con una música que te agrade. Con un olor que te plazca. Incluso con una imagen. La meditación diaria puede mejorar tu calidad de vida radicalmente. Si quieres empezar de a poco, puedes hacerlo dos a tres veces por semana. Incluso esa frecuencia aporta cambios maravillosos.  (La meditación con una sonrisa sincera es poderosísima).

Luego, con la mente más tranquila, puedes tomar las decisiones que necesitas para, finalmente, despedir al bajón, quizás no de un día para otro, pero sí de manera paulatina. Deja atrás lo que te haga sentir miserable. Deja atrás las relaciones tóxicas. Aléjate de quienes te hacen daño. Busca un nuevo sentido a tu trabajo. Adopta un pasatiempo. ¡Contruye!

- ¿Las noticias te hacen sentir muy triste? ¡No las veas!

- ¿Las radios románticas te producen pena y nostalgia? ¡Cámbiala!

- ¿Te sientes fea? ¡NO LO ERES! Pero seguramente puedes hacer cambios de hábito o de apariencia que pueden ayudarte. ¡Hazlos!

- ¿Te gusta ver películas? Haz una cita cada semana contigo misma, y ve diferentes películas de variados géneros. Puede ser muy entretenido e interesante.

Y por otra parte, cuando necesitemos un remedio un poco más express, combinados con los anteriores, estos consejos vienen de maravilla:

-          ¡Bailar! (segregas endorfinas)
-          Hacer deporte, caminar o trotar en la naturaleza (segregas endorfinas y la naturaleza energiza, sobre todo los árboles viejos)
-          Baño de tina, masajes, pedicura, manicura, peluquería. (¡Sí! Nos da placer, ¿y qué?)

 
Sarah Key imágenes


-          ¡¡¡No te comas todos los chocolates!!! El exceso de azúcar en tu sangre no solucionará tus problemas, sino que elevará tu índice glucémico, tu páncreas sufrirá, tu hígado sufrirá, tus intestinos sufrirán  y como resultado tu cuerpo se oxidará más rápido, dejándote peor que antes. NO OBSTANTE, un pedazo de chocolate amargo es excelente para levantar tu ánimo J


-          Come vida: es decir, no comas alimentos muertos cuando andas “bajoneada”, sino todo lo contrario, come VIDA: frutas y verduras crudas y semillas. Ellas guardan energía de la tierra y del sol: ¿Qué mejor?

 



CONVERSATION

8 ya son Blogger@s:

  1. buen blogger, buen comentario.. feminista a morir?' me encanta marwa!!!  amo las mujeres claras, q dicen lo q otras silencian.. estoy bsjoneada, pero sè q saldre de estas.. no es la primera ni la ultima.. 

    ResponderEliminar
  2. MARWA Estudio Oriental28 de mayo de 2012, 15:40

    Gracias Carolina!! sólo por tus palabras puedo leer que eres fuerte y poderosa. Vamos para arriba! ;) 

    ResponderEliminar
  3. MARWA Estudio Oriental28 de mayo de 2012, 15:40

    Hola Viviana!
    Si, bueno es bien parecido, la meditación, la escritura y la alimentación sana ayudan bastante, pero como la angustia es un poco más "pesada" fisicamente que la depresión, hay dos cosas que yo podría sugerir: ciertas posturas de Yoga y las flores de Bach. Ambas han hecho maravillas en mi vida :) Suerte con eso!!

    ResponderEliminar
  4. que buenos consejos, los pondré en práctica, una consulta ¿tienes algun consejo para superar la angustia?.
    saludos.
    Viviana.

    ResponderEliminar
  5. Si, siempre todos encontramos la manera, tarde o temprano, de salir de los bajones. Lo importante es enfrentarlos y no meterlos debajo de la cama, porque finalmente, igual se escapan y vienen en peores condiciones. 
    A mi me pasaba mucho que me ponía muy nostálgica cuando me bañaba, el agua caliente me hacía soñar o recordar momentos muy feos de mi vida...y muchas veces terminaba horas bajo el agua de la ducha, llorando, sin poder parar, hasta que un día lo conversé con mi terapeuta, y me dijo, que para salir de ese estado, quizás sólo bastaba con dar el agua fria, caxay? algo tan fácil como eso no se me había ocurrido. Y lo hice! y santo remedio, afortunadamente, sé cuando me vendrá, entonces prevengo. Lo de la música romántica, es un clásico, bueno para eso, siempre se puede cambiar la radio, o prender un cigarro, bajar la ventana y cantar a todo pulmón para desahogarte. 

    ResponderEliminar
  6. Te encuentro mucha razón Marwa... En mis caso, cuando me vienen los bajones, casi siempre porque no me encuentro donde quiero estar, me desanimo me tomo mi momento para estar deprimida, aprovecho ese momento y lo disfruto, si no tengo ánimos de hacer nada, no hago nada y descanso el cuerpo y la mente, dejo el aseo para mas tarde, veo tele, escucho música. De un momento a otro pasa y me vuelve el alma al cuerpo y las ganas de seguir son mas fuertes... Ahí en 5 min hag todo lo que deje por hacer....

    Somos complicadas, tenemos muchos roles esta bien que de vez en cuando pasemos por estas cosas, son parte de ser mujer ☺

    ResponderEliminar
  7. Marcia, ahora con calma puedo comentar tu nota. No sabes lo identificada que me senti cuando lo lei!!! En esta sociedad donde todo es rapido y no hay espacios para pausas, siento que muchas mujeres nos llevamos una carga emocional muy fuerte... Y para mi una forma de canalizar estas emociones es con la Danza Oriental (porque ya hemos aprendido que no se llama Danza Arabe, o del vientre) De verdad que es una forma tan linda de conectarse con tu yo interior, que hasta te hace sentir bonita y femenina.

    ResponderEliminar

Todo comentario que no tenga relación con el post o sobrepase los límites de la libre expresión, será moderado y no saldrá publicado.

Back
to top